7 nuevas maravillas, no. 830 (por ahora), sí.

Una genial y perversa idea que, con la imprescindible ayuda de Internet, va a proporcinar al Sr. Bernard Weber un pingüe beneficio durante el resto de su vida… y la de los accionistas de su negocio.

Bernard Weber & the New 7 Wonders

Receta Weber del negocio en 4 pasos:

1. Reinventa o actualiza una idea dormida, pero bien conocida por todos (Las 7 maravillas del mundo antiguo), que fomente el espíritu competitivo y localista, pero que pueda distribuirse mundialmente (la quintaesencia del think globally, act locally).

2. Invita a unos cuantos nombres relevantes (o compra sus firmas) para que den su opinión y confieran cierto prestigio al proyecto.

3. Monta una web elemental que sea de lectura rápida (no importa demasiado que tenga un buen diseño). Publicítala, comunícala, difúndela y ofrece participación inmediata, pero controlada, a la gente (recoge sus e-mails de contacto para futuras comunicaciones, por supuesto).

4. Cobra. Cobra por votar, por recibir un certificado de tu voto (cuida de que también sea publicitario), por leer las guías y ver los vídeos que elabores, por utilizar la marca que has creado, por escuchar su himno, por viajar bajo su paraguas… Y disfruta de la vida con ese dinero.

Así es el negocio de las “New7Wonders“.

Tras leer la escueta y desorientadora información que facilitan en esa web sobre cada una de las candidatas, yo no me considero cualificado para decidir sobre las más merecedoras de figurar entre “Las 7”. Seguro que hay otras que lo merecen más, porque ¿qué hace la Estatua de la Libertad de Nueva York comparándose con la Alhambra de Granada? O, si éstas son las “nuevas” 7 maravillas, por oposición a las “viejas” 7 del mundo antiguo, ¿que pintan ahí los monolitos de Stonehengue que datan de unos 3.000 años A.C.?

Y también me surgen estas preguntas: ¿Va a participar el señor Weber en la conservación de los monumentos elegidos finalmente? ¿Tal vez va a donar a las naciones responsables de su preservación un 1% de las ventas de viajes organizados, libros, vídeos, posters, discos, pins y otros gadgets que se produzcan bajo la marca “New7Wonders”? ¿Tal vez va a cobrar a esos gobiernos por utilizarla? ¿Quién ha dicho que este proyecto está apoyado por la UNESCO? ¿Qué fiabilidad existe en una votación donde el jurado puede eliminar a su antojo aquellos votos o votantes que no les gusten?

“…NOWC reserves the right at its absolute discretion to exclude votes and voters. “

Use of the GVP. Terms and Conditions for the New 7 Wonders Global Voting Platform.

Si queréis reflexionar vuestro voto antes de lanzaros como locos a “salvar” vuestra candidata (al principio, yo también caí), aquí os dejo algunas voces alternativas:

A pesar de Internet, nuestro planeta sigue siendo demasiado grande como para limitar sus maravillas a siete. Prefiero la lista de 830 “maravillas” que la UNESCO viene manteniendo desde hace décadas.

Puedes consultarlas aquí, en el mapa del actual Patrimonio de la Humanidad. Y gratis.

¡Ah!, por cierto, que nadie se confunda, la WebOftheWeek de hoy es la del mapa de la UNESCO, no la de las new7wonders.

Anuncios

One Response to 7 nuevas maravillas, no. 830 (por ahora), sí.

  1. Gonzita dice:

    ¡Yo también caí!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: